Visita sorpresa de Netanyahu y Pompeo a Arabia Saudita cambiaría la región para siempre

Mohamed Bin Salmán recibiendo la llegada de Mike Pompeo.

Según reportes israelíes, el primer ministro Netanyahu y el director de la Mossad realizaron una histórica visita a Arabia Saudita, junto al Secretario de Estado de Trump, Mike Pompeo, para reunirse con el príncipe heredero Bin Salman.

En pleno conflicto electoral en Estados Unidos, con unos comicios que todavía no han certificado un ganador formal, el Secretario de Estado de Donald Trump, Mike Pompeo, viajó este domingo 22 de noviembre al Reino de Arabia Saudita, donde se reunió en la ciudad de Neom con el príncipe heredero saudí Mohamed Bin Salman.


Según varios reportes confirmados por las autoridades israelíes, en la reunión con Bin Salman también estuvo presente el primer ministro israelí Benjamín «Bibi» Netanyahu y el Director de la Mossad, Yossi Cohen.Se desconoce particularmente cuál fue la razón de dicha reunión, y por qué la necesidad se hacerse en persona. Sería la primera vez en la historia que un mandatario israelí pisa suelo saudí.Sin embargo, hay varias hipótesis. Algunos aseguran que esta es una señal de que Trump ya sabe que abandonará la Casa Blanca el 20 de enero del año próximo, por lo que realizó esta reunión de emergencia con sus 2 principales aliados en Medio Oriente para planificar una estrategia para contener el caos que iría a desatar un gobierno de Joe Biden en la región.Pero otra teoría indica que, así como ya lo hicieron los Emiratos Árabes Unidos, Bahréin y Sudán, Arabia Saudita está con intenciones de formalizar un Acuerdo de Paz con Israel, y esta visita fue una formalidad antes del anuncio.

Como era de esperarse, los saudíes negaron que la reunión haya ocurrido, pero toda la evidencia afirma que los funcionarios del reino lo niegan por mero «protocolo», al no haber aún tratado de paz firmado. Lo mismo sucedió con Sudán cuando hace tan solo unos meses afirmaron que no firmarían la paz con Israel, y a fines de octubre la firmaron.

Históricamente los saudíes hacen su propio teatro para sus ciudadanos, manipulando la información y publicándola de manera muy controlada para que la población ultra-conservadora acepte los cambios y las reformas que el Gobierno está impulsando.

Además, todavía existe la certera posibilidad de que Joe Biden asuma la Casa Blanca en enero, y el gobierno saudí arriesga la ira del Partido Demócrata si admite que estuvo llevando a cabo reuniones secretas con la inteligencia israelí.De todas formas los saudíes no negaron la reunión con Pompeo, quién se mostró públicamente con Bin Salman y discutió con las autoridades de Arabia Saudita los deseos de la administración estadounidense de continuar combatiendo el terrorismo, acabando con la influencia de Irán en los demás países de la región y promoviendo el respeto a los derechos humanos.

Una de las principales evidencias de que la reunión con Netanyahu efectivamente sucedió fue la cancelación repentina de la reunión del gabinete israelí para discutir los avances en la lucha contra el coronavirus, la cuál debía llevarse a cabo el domingo pero fue postergada para el lunes, al regreso del mandatario israelí de un viaje «no oficial». 
Varias fuentes cercanas al gobierno israelí aseguran que desde 2017, cuando Trump viajó a Arabia Saudita en su primer visita oficial como Presidente, los israelíes y los saudíes están trabajando codo a codo para el beneficio de la región. Los pueblos árabes y judíos por antonomasia dirimieron sus diferencias gracias a las negociaciones de Trump y formaron un bloque informal para enfrentar la supremacía iraní en Medio Oriente.Las firmas de paz de Emiratos Árabes y Bahréin con Israel, dos Estados satélites de Arabia Saudita, fueron los primeros pasos para probar el desconocido estado de paz que la región prácticamente nunca tuvo.La recepción tanto local como mundial fue muy positiva, por lo que un acuerdo entre Israel y Arabia Saudita puede estar siendo acelerado. Probablemente Trump quiera hacerlo público antes del 20 de enero.

Compartir

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*